Cómo el modelado energético conduce a mejores decisiones de inversión

Las facturas de luz y gas se encuentran entre los mayores gastos operativos de los edificios, especialmente si las instalaciones son antiguas y su mantenimiento ha sido deficiente. Las medidas de eficiencia energética son excelentes mejoras de edificios desde un punto de vista financiero, pero sus ahorros estimados no son precisos. El modelado energético es una herramienta poderosa en estos casos, ya que los propietarios de edificios pueden comparar rápidamente la efectividad de muchas mejoras potenciales.

Cuando se implementan medidas de eficiencia energética, su período de recuperación a menudo se calcula en función de los ahorros típicos informados por los proveedores. Sin embargo, estos ahorros se basan en condiciones asumidas que pueden no ser válidas para su edificio. Una vez que se completa el proyecto de eficiencia energética, el rendimiento real puede ser muy diferente de los ahorros proyectados. Esto funciona a su favor si los ahorros reales son más altos de lo esperado, pero también hay casos en los que una medida de eficiencia energética logra poco o ningún ahorro.


Encuentre las mejores medidas de eficiencia energética para su proyecto de edificación con modelización energética.


La utilidad del modelado energético aumenta junto con la escala y la complejidad del proyecto, ya que se involucra más capital. En actualizaciones menores con pequeños costos y pequeños ahorros de energía, el costo de crear un modelo energético completo del edificio puede no estar justificado. Sin embargo, el modelado energético en sí mismo puede considerarse una inversión en proyectos más grandes, ya que asegura que el capital se utilice de manera eficaz.

El modelado energético como herramienta para la toma de decisiones

Existen muchas medidas de eficiencia energética para los edificios y su eficacia varía según las condiciones del proyecto. La combinación óptima de medidas de eficiencia energética cambia según el proyecto, y es por eso que las remodelaciones de edificios requieren un enfoque personalizado.

El modelado energético es una herramienta muy útil a la hora de comparar muchas opciones de diseño: una vez creado el modelo de construcción, puede simular varios escenarios en cuestión de horas. Completar un análisis similar con cálculos manuales y hojas de cálculo requeriría una cantidad de tiempo excesiva.

  • Por ejemplo, si el propietario de un edificio está considerando varias configuraciones de HVAC, el modelo energético se puede simular con cada opción.
  • El desarrollador del proyecto puede comparar los costos y el consumo de energía para cada configuración de HVAC y elegir la que tenga el costo de propiedad más bajo.

El modelado energético también se puede utilizar para analizar cómo interactúan las diferentes medidas de eficiencia energética. Por ejemplo, si el sistema de iluminación se actualiza a LED, el modelo energético simulará cómo responde el sistema de aire acondicionado a la producción de calor reducida de la iluminación LED.

Cómo el modelado energético conduce a mejores decisiones de inversión

Cuando se utiliza el modelado energético en la etapa de diseño de una nueva construcción o renovación importante, los ingenieros de MEP también pueden optimizar el costo inicial. Las medidas de eficiencia energética que no son efectivas pueden descartarse y se pueden priorizar aquellas con un alto rendimiento por dólar invertido.

El modelado energético también se puede utilizar para el cumplimiento del código, lo que agiliza la aprobación del proyecto con las autoridades locales. Por ejemplo, el código de energía de la ciudad de Nueva York proporciona una larga lista de medidas prescriptivas para proyectos de construcción. Sin embargo, si los desarrolladores pueden demostrar el rendimiento con modelos energéticos, se pueden evitar los requisitos prescriptivos.

Mejora de edificios existentes con modelado energético

Las aplicaciones del modelado energético van más allá de comparar varias opciones de diseño para nuevas construcciones. Un modelo energético también es una herramienta útil a la hora de modernizar un edificio existente:

  • Se puede crear y simular un modelo energético del edificio existente.
  • Luego, el rendimiento energético real del edificio se puede comparar con el rendimiento teórico del modelo energético.
  • En este caso, los resultados de la simulación establecen un punto de referencia para el proyecto de modernización.
  • El modelado energético también se puede utilizar para determinar qué sistemas de construcción están desperdiciando más energía, basándose en una comparación entre los componentes modelados y reales.

Conociendo el New Deal Verde de la Ciudad de Nueva York

Cómo el modelado energético conduce a mejores decisiones de inversión

También conocido como la Ley de Movilización Climática, el New Deal Verde de la Ciudad de Nueva York es un desafío técnico importante para el sector de la construcción de la ciudad de Nueva York, ya que exige reducciones significativas de emisiones a partir de 2024. El modelado energético puede ayudar a los propietarios de edificios a cumplir estos objetivos de manera más eficiente, al encontrar el óptimo combinación de mejoras para cada edificio.

Las emisiones de los edificios están fuertemente relacionadas con el consumo de energía. Para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, los propietarios de edificios pueden seguir dos estrategias complementarias:

  • Reducir el consumo de energía.
  • Cambio a fuentes de energía con menor huella medioambiental.

El modelado energético también se puede utilizar para comparar las emisiones de varias opciones de mejora de edificios. Dado que el consumo de energía se calcula para cada opción, solo es cuestión de agregar la intensidad de las emisiones de cada fuente al modelo energético.